topads

viernes, 16 de diciembre de 2011

Cristina Fernández de Kirchner se encuentra a un paso del control absoluto de la prensa argentina.

Cristina Fernández de Kirchner acaricia el sueño de hacerse con el control absoluto de los periódicos impresos. La presidenta de Argentina, con su flamante mayoría absoluta parlamentaria, logró aprobar en el Congreso el proyecto de ley que abre las puertas a su Gobierno para convertirse en dueño y señor de Papel Prensa, la única fábrica del país que produce papel para diarios y que, hoy por hoy, está en manos del grupo Clarín (49 por ciento), La Nación (22,49 por ciento) y el propio Estado (27,6 por ciento). En un trámite “express”, el bloque oficialista, que encabeza el peronista Frente parta la Victoria, cosechó 134 votos a favor, 93 en contra y 12 abstenciones.

Con una celeridad inusual la Cámara Baja envió de inmediato el proyecto de Ley al Senado, donde el Gobierno también tiene mayoría. Al ritmo que lleva el Poder Legislativo, éste paso previo a la promulgación de la ley, será el regalo de Navidad de Cristina Fernández, que ha hecho de su enfrentamiento, especialmente con Clarín, una cuestión personal. En la semana entrante la ley, tal y como está previsto, se aprobará sin cambiar una coma. De este modo, Papel Prensa tendrá la obligación de hacer trabajar su fábrica a pleno rendimiento para cubrir –si esto fuera posible- la demanda de la totalidad de los medios de comunicación impresos argentinos. Con ese objetivo, deberá realizar inversiones cada tres años.

En caso de incumplir alguno de estos dos puntos el Estado podrá intervenir, capitalizar la empresa y convertirse –ese es el espíritu de la ley- en dueño de la empresa por medio de una mayoría accionarial. En este contexto, la importación de papel, que hasta ahora estaba libre de aranceles y su compra resultaba más barata que la de Papel Prensa, cuenta con todas las papeletas para ser bloqueada o encarecerse con cargas impositivas.

“Vencerán pero no convencerán. Mientras haya jueces en Argentina esto no prosperará”. El vaticinio de Ricardo Gil Lavedra, diputado de la Unión Cívica Radical (UCR) y ex magistrado que juzgó a las Juntas Militares, apuntaba a la demanda de inconstitucionalidad que, con certeza, interpondrán Clarín y La Nación. Agustín Rossi, portavoz del Frente para la Victoria, celebró: “La presidenta tomó dos caminos. Por un lado el de la Justicia, donde se investiga una causa penal enmarcada en los delitos de lesa humanidad y por otro el parlamentario, donde envió al Congreso un proyecto de ley para subsanar el perjuicio que ocasiona Papel Prensa en el Mercado”.

Las apreciaciones de Rossi apuntaban, por un lado, a las acusaciones de Cristina Kirchner de complicidad de los mencionados diarios con la dictadura parta hacerse con la titularidad de Papel Prensa de la que el Estado siempre ha sido socio y por otro, al hecho de que en Argentina Papel Prensa, es la única fábrica de papel para periódicos.
«Se asalta una empresa»

Las empresas afectadas, asociaciones de editores y otras organizaciones periodísticas, salieron al paso advirtiendo el atropello y señalando que también Papelera Tucumán podría fabricar papel para la prensa escrita pero ni siquiera se la menciona en el proyecto de ley. “No se regula una actividad, se asalta una empresa”, insisten. El telón de fondo de esta ley tiene en el escenario la guerra abierta entre el Gobierno y Clarín después de que éste grupo no apoyará a la presidenta en la primera crisis que atravesó su primer Gobierno. Ésta fue en el 2008 por un intento de aumento de impuestos al sector agropecuario. Hasta entonces, las relaciones entre Clarín y el matrimonio Kirchner, en el poder desde mayo del 2003, habían ido como la seda.

El “asalto a Papel Prensa”, anticipa la materialización del reproche que el diputado Juan Pedro Tunessi, de UCR, dirigió anoche al oficialismo: “Asúmanlo, quieren estatizar Papel Prensa y no lo dicen. Quieren quedarse con el control de la empresa, para cercenar las ideas, no las de Clarín, sino la de cualquiera que tenga otras a las del oficialismo”.



Fuente: ABC (www.abc.es)

0 opiniones:

© 2011 La Nación Digital /La Nación Digital y la administración se reservan los derechos de opinión y no tienen por que coincidir ni se responsabilizan de las opiniones vertidas por los colaboradores y/o visitantes en el interior de la web. A su vez se reservan los derechos para colaborar con las autoridades en caso de infracción de cualquier artículo del código penal.

Estadísticas lnd