topads

sábado, 4 de febrero de 2012

Irán anuncia que suspenderá la exportación de crudo a algunos países europeos.

El ministro del Petróleo iraní, Rostam Qasemi, ha pedido a la Unión Europea que reconsidere las sanciones impuestas a finales del mes pasado contra las exportaciones de crudo de la república islámica para evitar el desequilibrio del mercado y el caos subsiguiente que tendría lugar.
Qasemi aseguró que Irán ha reaccionado frente al embargo y que restringirá, por su parte, sus exportaciones a algunos países europeos. "Decidiremos más tarde sobre el resto", explicó, sin dar más detalles.
El ministro achacó la decisión de la UE a la influencia de Washington e instó a la UE a que revise la orden de embargo, dictada a su entender porque "por desgracia, la Unión Europea ha sucumbido a las presiones de América".
"Espero que reconsidere su decisión de sancionar las exportaciones de petróleo de Irán. El mercado internacional de crudo ahora está equilibrado" pero "podría experimentar inestabilidad sin el petróleo iraní, lo que provocaría consecuencias imprevistas sobre los precios".


"Irán no abandonará su programa nuclear"
En cualquier caso, Qasemi dijo que, aunque las sanciones les impidan exportar petróleo, "Irán no abandonará su programa nuclear, aunque no pueda vender nada de crudo", señaló la agencia oficial, IRNA.
Pese a eso, en su opinión, "países como China, Corea del Sur o la India (algunos de los principales compradores del crudo iraní) es muy improbable que se unan a las sanciones petroleras contra Irán".
Condenó el ministro del Gobierno de Teherán las sanciones contra Irán y dijo: "Irán no pretende crear tensiones en la región y está interesado en establecer la estabilidad en todo la zona" de Oriente Medio y el golfo Pérsico.


Apoyarán a todo aquel que se oponga a Israel
Ayer mismo, el líder supremo iraní, ayatolá Ali Jamenei, en el sermón del viernes en la Universidad de Teherán, la principal tribuna política del país, también advirtió que adoptarían medidas de represalia contra las sanciones occidentales a Irán, en concreto en materia petrolera.
Señaló, asimismo, que apoyará a todo aquel que se oponga a Israel, al que Teherán no reconoce, afirmó que la amenaza de ataques militares de EEUU contra Irán perjudica "diez veces más" los intereses norteamericanos que los de su país y reiteró que, de producirse, no quedarán sin respuesta.
En los últimos meses, Estados Unidos y la UE han endurecido sus posturas y sanciones a Irán para tratar que abandone su programa nuclear, especialmente en los campos petrolero y bancario.
Irán se encuentra en medio de una polémica por su programa nuclear, que parte de la comunidad internacional, con EEUU a la cabeza, cree que tiene una vertiente militar destinada a fabricar bombas atómicas, lo que Teherán niega y sostiene que es exclusivamente civil y con objetivos pacíficos.
Estados Unidos e Israel han amenazado a Irán con ataques militares y Teherán ha respondido que dará una respuesta "aplastante", en especial contra el territorio de Israel y las bases y buques estadounidenses en la zona.
Además, Irán ha dicho que, en caso de ser atacado, podría cerrar el estrecho de Ormuz, la boca del golfo Pérsico y por donde pasan los petroleros que transportan el 20 por ciento del crudo que consume el mundo, lo que podría crear un conflicto de consecuencias imprevisibles.



Fuente: La Gaceta (www.intereconomia.com)

0 opiniones:

© 2011 La Nación Digital /La Nación Digital y la administración se reservan los derechos de opinión y no tienen por que coincidir ni se responsabilizan de las opiniones vertidas por los colaboradores y/o visitantes en el interior de la web. A su vez se reservan los derechos para colaborar con las autoridades en caso de infracción de cualquier artículo del código penal.

Estadísticas lnd